Al escribir sobre el grupo de oración que se reúne en la parroquia de Sta. María, creo que la mejor manera de informaros es la de hacerme a mí mismo las preguntas que se hace normalmente el que no conoce el funcionamiento de los Grupos de Oración y Alabanza al Señor.

¿Cuándo nos reunimos?

Los martes a las 20’30h., después de la Eucaristía en la parroquia de Sta. María en uno de los salones parroquiales. Solemos terminar sobre las 21’45h.

¿Para qué nos reunimos?

La base de nuestra reunión consiste en la alabanza, la oración y como no, la petición de ayuda del Señor, que todos necesitamos, y siempre presidida por la Palabra de Dios.

¿Qué modelos usamos en la reunión?

La base de nuestra alabanza son los cantos.

Hay que tener en cuenta que en estas reuniones puedes entrar y salir sin dar explicaciones, cada uno asiste el tiempo que buenamente puede.

Normalmente comenzamos con la alabanza y dando gracias a Dios, pues consideramos que en nuestras vidas tendríamos que hacerlo continuamente. Así, en unión con más hermanos es más hermosa.

Otro tiempo lo dedicamos a la invocación del Espíritu Santo, momento de máxima concentración y reflexión personal.

Se hace en silencio junto con una lectura de la Palabra de Dios.

A continuación hacemos una reflexión sobre la misma y para terminar hacemos las peticiones al Señor con una oración final y la despedida.

¿Nos sentimos apoyados por la parroquia?

Efectivamente, sentimos un gran apoyo por parte de la Parroquia y del párroco, que en algunos momentos nos acompaña.

Como conclusión, allí se cargan nuestras pilas en el Señor y se sale de la reunión como si nos hubiera tocado la lotería. La lotería del amor a los demás y hacia nosotros mismos, que a veces se necesita y mucho.

Así que ven y verás…